sábado, 8 de marzo de 2014

DÍA A DÍA - MASCARADA ARTIFICIAL


  
Carnaval, mascarada artificial que se oculta en un rostro enmascarado. Vuelve a beber hasta ser de este son sin salud un rehén. No sabes a quien ves. Siempre hay una máscara a tu lado. Nada es persona, todo es oscuro y demencial, incluso a tu amigo has engañado. Con mirada de animal, donde huyes tu huella han rastreado. Tan ardiente y sensual, en un mar de sonrisas te has ahogado.

Carnaval, junto a la navidad, es una de las fechas más felices a celebrar. Desde hace unos años en el pueblo se hace una pequeña rúa donde niños y adultos lucen sus vestidos y las carrozas que han estado siendo trabajadas desde hace meses, salen por fin a la luz. Lo mejor es salir a las calles y ver adultos y niños disfrazados, pasando esos mágicos momentos juntos. Adoro ver a los más pequeños disfrazados de superheroes, príncipes, princesas y monstruitos. Las comparsas lo pasan en grande y a mi se me derretía el corazón cuando veía a las pequeñas vestidas de Anna y Elsa de Frozen. A nuestro grupo este año nos tocó de pirata ¡llevaba siglos esperando este momento! Lucí el traje con sonrisas, al igual que mi madre, vestida también de pirata. ¿Qué nos deparará el año que viene? Quién sabe!

domingo, 2 de marzo de 2014

DÍA A DÍA - SÓLO OTRO NÚMERO



¿Y qué se siente al haber cumplido ya los 18? Buena pregunta. Creo que el verdadero quid de cumplir años no es solo todo lo que empiezas ese nuevo año, sino también darse cuenta de todo lo que uno ha avanzado, mirar atrás y darse cuenta de como llegaste dónde estás. Ver como poco a poco te has descubierto más a ti misma. Como has experimentado algo, por pequeño que sea y has decidido que no era lo tuyo. Ver como has cambiado y qué cosas nuevas has descubierto. Cada día es un gran reto y es al cumplir los 18 que veo como en estos últimos años, aunque en ese momento no me daba cuenta, he conseguido estar dónde estoy, que no es poco. Obviamente todavía me queda mucho camino por recorrer y mucho por descubrir y aprender y me quedo con este punto de vista. Se podría decir que a partir de ahora empiezo una nueva etapa ¿no? Si todo va bien, acabaré los estudios de bachillerato y empezaré a estudiar una carrera con gente nueva, en otro lugar. Ya formo parte de la bolsa de trabajo, así que ¿porque no? tal vez con algún trabajo compatible con los estudios. Estoy muy contenta al decir que cada día me siento un poco más yo ¿tiene sentido? Porque poco a poco me atrevo más a ser yo misma y a dejar ver a los demás como quiero ser y en que me quiero convertir. Supongo que eso es algo bueno.

Time will tell.